Félix Julio: “En el primer equipo debemos pelear por estar arriba e intentar conseguir el ascenso a tercera división”

Félix Julio: “En el primer equipo debemos pelear por estar arriba e intentar conseguir el ascenso a tercera división”

Hoy volvemos a hablar con Félix Julio, pero en este caso para conocer su punto de vista sobre el primer equipo, el CD Lugo Sala, el cual dirige en su primer año de creación y que llega a este parón de la liga por el puente festivo en segundo lugar de la clasificación de la Preferente Galicia norte, empatado a puntos con el primer clasificado y por lo tanto en puesto de ascenso directo, siendo además tras la disputa de la 11ª jornada el equipo que menos goles encaja de la categoría.

¿Qué impacto ha tenido en la base y en Lugo Sala la creación del primer equipo?

Se ha creado una expectación más y es importante que los jugadores de la Escuela tengan esa referencia. Para el club es muy importante dársela. Además, saber que el trabajo de años dedicados al fútbol sala pueda ser jugando en ese primer equipo. Es un impacto positivo.

¿Cómo valora el convenio realizado junto con el CD Lugo para que este equipo fuese una realidad?

Hay que agradecer que el CD Lugo apostara por nosotros para crear su sección de fútbol sala, ahora solo queda trabajar e ir de la mano para intentar conseguir muchos éxitos.

¿Como fue el primer momento de cuando sabes que vas a dirigir al equipo?

Lo primero buscar jugadores para poder salir. Lo que se busca es seguir la filosofía de la Escuela en el equipo senior y seguir con el guión de trabajo preparado desde los prebenjamines hasta llegar a esta etapa.

¿Qué ha sido lo más complicado de conseguir?

Todo lo complicado que tiene introducir una metodología de trabajo en un grupo nuevo. Tener a jugadores ya conocedores de nuestra metodología ayudó a que todo fuera bien y se pudiera trabajar de una mejor manera.

¿Cómo se es capaz de conjuntar ese equipo?

Con mucho trabajo, con ganas de hacer las cosas bien desde el cuerpo técnico hasta el último de los jugadores y es importante remar todos en la misma dirección para obtener buenos resultados. El ambiente en el vestuario es bueno, todos sabemos el objetivo que tenemos y el rol que debemos cumplir cada uno, si las cosas siguen así todo saldrá de la mejor manera.

¿Cuál es el objetivo?

A nivel de club pienso que el objetivo que buscamos es dar salida a los jugadores que formamos en la Escuela, y poder seguir apostando por ellos, está claro que llegar y mantenerse es difícil, pero con esfuerzo y trabajo se puede conseguir. Además, debemos pelear por estar en los puestos de arriba de la clasificación e intentar conseguir el ascenso a tercera división.

¿Cómo es el trabajo diario del equipo?

Todo entrenador tiene sus ejercicios “preferidos” pero digamos que manejo bastantes ejercicios para los distintos fundamentos del juego. Hay que buscar que el jugador no se acomode y hacerlo pensar para buscar una mejora individual y colectiva.

¿Y los partidos?

Preparando cada entreno de la semana prestando atención a cada pequeño detalle. Viendo los videos de los partidos anteriores para corregir los errores cometidos e intentar que no se repitan.

¿Y cómo se motiva a un jugador?

Es una buena pregunta, la motivación de cada jugador creo que va dentro de uno mismo, yo creo que nuestro trabajo es darle esa motivación extra o buscar esa motivación cuando el jugador no la tiene.

Además del equipo senior diriges al equipo juvenil y un benjamín, ¿Cómo compaginas todo?

Se compagina bien, hay tiempo y trabajo para los tres equipos. El juvenil es el segundo año que lo dirijo, no estamos los mismos del año pasado ya que tuvimos bajas, pero estamos comprometidos para intentar pelear todos los partidos de principio a fin. El benjamín es el primer año que estoy con ellos, muy contento e ilusionado por el reto que supone entrenarlos y ayudarles a que crezcan como jugadores.

¿La forma de trabajo es distinta?

Sí muy distinta, quizás en el juvenil y el primer equipo el trabajo sea parecido por la cercanía de los dos equipos en edad, pero el benjamín es totalmente distinto, son niños de 9 años que necesitan otro tipo de trabajo.

¿Cuál crees que debe ser la virtud más importante en un entrenador?

Cada entrenador te diría una distinta, yo creo en el trabajo diario. Eso te hará mejorar y crecer como entrenador.

¿Tienes alguna manía antes de los partidos?

La verdad es que no, no suelo hacer nada especial.

¿Qué le pides a tu cuerpo técnico?

Les pido que me ayuden, cada uno tiene sus funciones y es importante que cada uno esté concentrado en su parte del trabajo, tanto en partidos como en entrenos. Siempre intentas apoyarte en ellos y escucharlos para tener más puntos de vista para poder decidir.

¿A estas alturas de la competición como ves la clasificación, los demás rivales y el nivel de la liga?

El nivel de la competición es bueno, somos cuatro equipos los que estamos ahí arriba, pero es cierto que cualquier rival te puede ganar si no sales concentrado y dando el 100%.

A nivel institucional, ¿Qué crees que le falta al fútbol sala para que sea un deporte que vuelva a triunfar en la ciudad?

Yo creo que Lugo quiere volver a ilusionarse y ver buen fútbol sala y en eso trabajamos, desde abajo y con la ambición de crecer pasito a pasito, creo que es lo que falta para volver a ver lleno el Municipal. A las instituciones les pediría la construcción de un nuevo Pabellón para todos los deportes de sala y podamos disfrutar de una nueva instalación para nuestros niños y equipos.

Un futuro hecho realidad

forma parte de nuestra familia